20 de diciembre de 2011

Confirmaciones en la Parroquia

Otoño 11 663Desde hace dos cursos cinco jóvenes de nuestra parroquia se han preparado para poder recibir el sacramento de la Confirmación. Sus nombres Ignacio, Samuel, Marta, María y Paula.
Su preparación ha sido durante este tiempo en una sala dedicada a Teresita Leiseux así han empezado a saborear en sus vidas lo que significa ser el corazón de la Iglesia. También durante estos dos cursos se ha intentado acercarlos a figuras bíblicas: Abraham, David. Santos como San Francisco de Borja, San Francisco de Asís se pretende que su formación para recibir este Sacramento sea no teórico sino muy vivo, que su vida se vea muy unida a la Palabra de Dios y a todas aquellas personas que han tenido una respuesta muy cercana al Señor.
Nos hemos dedicado a vivir con ellos momentos de oración, momentos de convivencia para aproximar sus vidas a Dios, a la Iglesia y a la comunidad formada por personas que saben no perfectos.
Se partió de reconocer en sus vidas donde estaban, que era el centro de sus vidas y saber que Dios ocupaba un segundo puesto nunca el primer lugar para luego ver como Dios hace posible lo que para nosotros es imposible.
La ceremonia se preparó con una convivencia de dos días donde se reflexionó sobre los signos de la Confirmación, sobre el hombre de la carne y del Espíritu, Nicodemo, los huesos secos así como el discurso del llano de Jesús.
Se preparó una celebración sobre el Sacramento de la Reconciliación, una vigilia de oración y una cena entre todos.
La celebración fue pensada y presidida por Ilmo. Sr. Jesús Sánchez donde consiguió transmitirles la necesidad de responder en primera persona ante el amor de Dios que se tiene que compartir con todas las personas aunque nos duela su respuesta.
Al final de la celebración se entregó a los recién confirmados una carta de D. Carlos Osoro Arzobispo de Valencia dirigida a los confirmados animándoles a continuar en su vocación y don que recibieron con el Sacramento de la Confirmación, y como signo la parroquia entrego a los jóvenes una cruz que lleva grabado el Shemá y los padres obsequiaron con un precioso Arcángel San Miguel a los catequistas.
confirmados en 11 con sus catequistas