7 de noviembre de 2009

Domingo 8 de noviembre

HOJA

PARROQUIAL



Parroquia de Sant Francesc de Borja

Email de la parroquia: sfb500@gmail.com


Domingo 8 de noviembre de 2009
(XXXII-T.O.Ciclo B)





Queridos hermanos,
Comenta César Franco: “En su Ética a Nicómaco, Aristóteles define el hombre pródigo como aquel que se arruina por su gusto, de forma que la prodigalidad viene a ser una especie de destrucción de sí mismo, dado que sólo se vive con lo que se tiene. Quien da todo lo que tiene corre el riesgo de morir.
La viuda del evangelio de este domingo es, según esta definición, una viuda pródiga porque echó en el cepillo del templo todo lo que tenía para vivir.
San Marcos, jugando con las palabras, termina la narracción utilizando una, —bios— que tiene, en griego, dos significados: vida y medios de subsistencia. Al decir que la pobre viuda echó toda su subsistencia, dice también que dio toda su vida, porque de las dos monedas dependía, en verdad, su vida entera. Con su limosna, la viuda convirtió su pobreza en auténtico sacrificio e inmolación; como si hubiera derramado su vida en libación sobre el altar o la hubiera quemado como incienso en la presencia de Dios; y todo sin ser notada, como se hacen las cosas grandes: en secreto. Descubierta sólo por la mirada de Cristo que, más allá de las apariencias, penetra en lo interior.”
Y es que Jesús, viendo lo que ha hecho esta pobre viuda, dándolo todo, ve el sacrificio que Dios Padre va a hacer de entregar a su Hijo único: «Tanto amó Dios al mundo, que entregó a su Hijo único»; ve el propio sacrificio, pues dará su vida por nosotros; y ve el sacrificio de su madre, la Virgen María, también viuda, que entregará a la muerte a su propio hijo, por nuestra salvación.
Dios solamente entiende el lenguaje de la totalidad de la entrega y sin reservas. Todo, Señor, me diste; todo, Señor, te ofrezco. Aprender a recibirlo todo, como venido de Dios, no es tarea fácil y lo mismo el darlo todo, pues siempre nos quedamos con alguna reserva. Damos las sobras, no las faltas.
El Señor nos invita a dar. Pero hacerlo de tal forma que solamente lo vea Dios. Haciendo limosna atesoramos tesoros en el cielo. Pero hacerlo por vanagloria, para ser vistos y elogiados por los demás hace que “donde la polilla no destruye ni el ladrón perfora, la vanagloria desparrama y tira. Ésta es la polilla de los tesoros de allí, éste es el ladrón de nuestras riquezas del cielo, ésta la que nos sustrae aquellos bienes inviolables. Vio el demonio que aquel lugar era inaccesible a salteadores, gusanos y demás malandanzas, y se vale de la vana gloria para sustraernos aquella riqueza.” (San Juan Crisóstomo). Por tanto demos, limosna de dinero, tiempo, presencia y cariño en la atención a los niños, enfermos, desvalidos..., pero hagámoslo sin ostentación ni vanagloria.
Jesús, vuestro párroco




+  Lectura del santo evangelio según san Marcos 12, 3 8-44

En aquel tiempo, entre lo que enseñaba Jesús a la gente, dijo:
— «¡Cuidado con los escribas! Les encanta pasearse con amplio ropaje y que les hagan reverencias en la plaza, buscan los asientos de honor en las sinagogas y los primeros puestos en los banquetes; y devoran los bienes de las viudas, con pretexto de largos rezos. Estos recibirán una sentencia más rigurosa.»
Estando Jesús sentado enfrente del arca de las ofrendas, observaba a la gente que iba echando dinero: muchos ricos echaban en cantidad; se acercó una viuda pobre y echó dos reales. Llamando a sus discípulos, les dijo:
—«Os aseguro que esa pobre viuda ha echado en el arca de las ofrendas más que nadie. Porque los demás han echado de lo que les sobra, pero ésta, que pasa necesidad, ha echado todo lo que tenía para vivir. »
Palabra del Señor.



2544   Jesús exhorta a sus discípulos a preferirle a todo y a todos y les propone "renunciar a todos sus bienes" (Lc 14,33) por él y por el Evangelio (cf Mc 8,35). Poco antes de su pasión les mostró como ejemplo la pobre viuda de Jerusalén que, de su indigencia, dio todo lo que tenía para vivir (cf Lc 21,4). El precepto del desprendimiento de las riquezas es obligatorio para entrar en el Reino de los cielos.

2545  "Todos los cristianos...han de intentar orientar rectamente sus deseos para que el uso de las cosas de este mundo y el apego a las riquezas no les impidan, en contra del espíritu de pobreza evangélica, buscar el amor perfecto" (LG 42).

2546 "Bienaventurados los pobres en el espíritu" (Mt 5,3). Las bienaventuranzas revelan un orden de felicidad y de gracia, de belleza y de paz. Jesús celebra la alegría de los pobres de quienes es ya el Reino (Lc 6,20):

   El Verbo llama "pobreza en el Espíritu" a la humildad voluntaria de un espíritu humano y su renuncia; el Apóstol nos da como ejemplo la pobreza de Dios cuando dice: "Se hizo pobre por nosotros" (2 Co 8,9) (S. Gregorio de Nisa, beat, 1).

2547 El Señor se lamenta de los ricos porque encuentran su consuelo en la abundancia de bienes (Lc 6,24). "El orgulloso busca el poder terreno, mientras el pobre en espíritu busca el Reino de los Cielos" (S. Agustín, serm. Dom. 1,1). El abandono en la Providencia del Padre del Cielo libera de la inquietud por el mañana (cf Mt 6,25-34). La confianza en Dios dispone a la bienaventuranza de los pobres: ellos verán a Dios.



Nadie dio tanto como la que no reservó nada para sí

“Ignoro, hermanos, si puede encontrarse alguien a quien hayan aprovechado las riquezas. Quizá se diga: «¿No fueron de provecho para quienes usaron bien de ellas, alimentando a los hambrientos, vistiendo a los desnudos, hospedando a los peregrinos, redimiendo a los cautivos?». Todo el que obra así, lo hace para que no le perjudiquen. ¿Qué sucedería, si no poseyese esas riquezas con las que hace misericordia, siendo tal que se hallase dispuesto a hacerla, si se hallase en posesión de ellas? El Señor no se fija en si las riquezas son grandes, sino en la piedad de la voluntad. ¿Acaso eran ricos los apóstoles? Abandonaron solamente unas redes y una barquichuela, y siguieron al Señor. Mucho abandonó quien se despojó de la esperanza del siglo, como aquella viuda que depositó dos monedas en el cepillo del templo. Según el Señor, nadie dio más que ella.
A pesar de que muchos ofrecieron mayor cantidad, ninguno, sin embargo, dio tanto como ella en ofrenda a Dios, es decir, en el cepillo del templo (Lc 21,1-2). Muchos ricos echaban en abundancia, y él los contemplaba (Mc 12,41), pero no porque echaban mucho. Esta mujer entró con sólo dos monedillas. ¿Quién se dignó poner los ojos en ella? Sólo aquel que al verla no miró si la mano estaba llena o no, sino al corazón. La observó, pregonó su acción y al hacerlo proclamó que nadie había dado tanto como ella. Nadie dio tanto como la que no reservó nada para sí. Das poco, porque tienes poco; pero si tuvieras más, darías más. Pero ¿acaso por dar poco a causa de tu pobreza, te encontrarás con menos, o recibirás menos porque diste menos?
Si se examinan las cosas que se dan, unas son grandes, otras son pequeñas; unas abundantes, otras escasas. Si, en cambio, se escudriñan los corazones de quienes dan, hallarás con frecuencia en quienes dan mucho un corazón tacaño, y en quienes dan poco uno generoso. Tú miras a lo mucho dado y no a cuánto se reservó para sí ese que tanto dio, cuánto fue lo que en definitiva otorgó, o cuánto robó quien de ello da algo a los pobres, como queriendo corromper con ello a Dios, el juez. Lo que consigues con tu donación es que no te perjudiquen tus riquezas, no que te aprovechen. Porque si fueres pobre y, desde tu pobreza, dieses, aunque fuera poco, se te imputaría tanto como al rico que da en abundancia, o quizá más, como a aquella mujer.” (San Agustín. Sermón 105 A, 1.)
“En la iglesia y en la vida humana quien quiere aparentar lo que no es, es un hipócrita: porque finge ser justo, aunque no lo es. La hipocresía es simulación: aquella en que una persona finge ser distinta de lo que es, como en el caso del pecador que quiere pasar por justo. ” (Sto. Tomás de Aquino)


Queridos hermanos en el Sacerdocio, pidamos al Señor Jesús la gracia de aprender también nosotros el método pastoral de san Juan María Vianney. En primer lugar, su total identificación con el propio ministerio. En Jesús, Persona y Misión tienden a coincidir: toda su obra salvífica era y es expresión de su “Yo filial”, que está ante el Padre, desde toda la eternidad, en actitud de amorosa sumisión a su voluntad.”
(De la carta del Papa Benedicto XVI para la convocación de un año sacerdotal con ocasión del 150 aniversario del dies natalis del santo cura de Ars)


San Francisco de Borja desea que cada hora signifique para él el comienzo de una vida nueva:
"cada hora ofrecerse como si comenzase la vida para Cristo."
(San Francisco de Borja).


ORACIÓN DEL PAPA JUAN PABLO II A LA VIRGEN SANTÍSIMA POR LA SANTIFICACIÓN DE LOS SACERDOTES

Oh María, Madre de Jesucristo y Madre de los sacerdotes: acepta este título con el que hoy te honramos para exaltar tu maternidad y contemplar contigo el Sacerdocio de tu Hijo unigénito y de tus hijos, oh Santa Madre de Dios.
Madre de Cristo, que al Mesías Sacerdote diste un cuerpo de carne por la unción del Espíritu Santo para salvar a los pobres y contritos de corazón: custodia en tu seno y en la Iglesia a los sacerdotes, oh Madre del Salvador.
Madre de la fe, que acompañaste al templo al Hijo del hombre, en cumplimiento de las promesas hechas a nuestros Padres: presenta a Dios Padre, para su gloria, a los sacerdotes de tu Hijo, oh Arca de la Alianza.
Madre de la Iglesia, que con los discípulos en el Cenáculo implorabas el Espíritu para el nuevo Pueblo y sus Pastores: alcanza para el orden de los presbíteros la plenitud de los dones, oh Reina de los Apóstoles.
Madre de Jesucristo, que estuviste con Él al comienzo de su vida y de su misión, lo buscaste como Maestro entre la muchedumbre, lo acompañaste en la cruz, exhausto por el sacrificio único y eterno, y tuviste a tu lado a Juan, como hijo tuyo: acoge desde el principio a los llamados al sacerdocio, protégelos en su formación y acompaña a tus hijos en su vida y en su ministerio, oh Madre de los sacerdotes.
Amén.


1. Reuniones de los diversos Equipos de la parroquia:
- Equipo de Cáritas: Tendrá una sesión de formación el lunes 9 a las 5 tarde.
- Equipo de Catequistas de primero: lunes después de la catequesis.
- Equipo de Catequistas de segundo: martes a las 5 tarde.
- Equipo de Catequistas de tercero: miércoles a las 5 tarde.
- Equipo de catequistas de niños de 3 a 5 años: el viernes 13 a las 6 tarde.

2. El lunes 9 de noviembre a las 8.30 noche en los locales de la Parroquia de San Nicolás del Grau tendrá lugar la 2ª sesión de formación de catequistas de infancia sobre la Guía del Catecismo Jesús es el Señor.

3. El martes 10 de noviembre a las 6 de la tarde habrá una reunión de la plataforma de pastoral juvenil del arciprestazgo de Gandía en la residencia de los Jesuitas.

4. El martes 10 de noviembre a las 20.30 h. en nuestra parroquia de San Francisco de Borja tendrá lugar la reunión de la comisión arciprestal de catequesis formada por un catequista de cada parroquia.

5. El jueves 12 de noviembre de 10.30 a 12.30 h. habrá un retiro espiritual de señoras en la Capilla de la Comunión.

6. Los jueves de la Parroquia de San Francisco de Borja
· El 12 de noviembre a las 20.30: Cuadernos del V Centenario del nacimiento de San Francisco de Borja: “El mundo no tiene orejas para oír tal estampido”.
· El 19 de noviembre a las 20.30: Jornadas sobre Bioética: en el Grau de Gandía: “Vida humana, ¿procreación o producción de hijos?”, a cargo del Rvdo. D. Enrique Pérez.
· El 26 de noviembre a las 20.30: Sobre la Ideología de Género. A cargo de Patricia Martínez, psicóloga y profesora de Antropología en la Universidad CEU de Madrid.

7. Encuentro de Oración con el Arzobispo de Valencia: el viernes 13 en la Parroquia de San Jaime de Algemesí.

8. El domingo 15 de noviembre a las 5.30 tarde: encuentro de formación con los jóvenes mayores de 18 años de la parroquia.


De no esperar que los difuntos resucitarían, habría sido superfluo y necio rogar por los muertos; mas si consideraba que una magníficarecompensa está reservada a los que duermen piadosamente, era unpensamiento santo y piadoso.

2 Macabeos 12, 44-45
 Del 9 al 15 de noviembre de 2009

Lunes 9. Fiesta de la Dedicación de la Basílica de Letrán. 19.30 h.: En sufragio de: Dif. Fam. Roche-López.
Martes 10. San León Magno. 19.30 h.: En sufragio de: Vicente y Antonia.
Miércoles 11. San Martín de Tours. 19.30 h.: En sufragio de: Vicente Burguera y Pura García.
Jueves 12. San Josafat. 19.30 h.: En sufragio de: Miguel Femenía Carbó.
Viernes 13. San Leandro. 19.30 h.: Sin intención.
Sábado 14. XXXIII del T.O.
18.00 h.: Con niños. Sin intención.
19.30 h.: Sin intención.
21.00 h.: Sin intención
Domingo 15. XXXIII del T.O.  
12.00 h. Pro Pópulo.