24 de noviembre de 2012

Domingo 23 de noviembre. Cristo Rey del Universo. XXXIV TO B,


HOJA
PARROQUIAL
Parroquia de Sant Francesc de Borja
Email de la parroquia: sfb500@gmail.com
Domingo 23 de noviembre de 2012.
                  Queridos hermanos:
En este último domingo del año litúrgico, en la Solemnidad de Cristo, Rey del universo, escuchamos el evangelio donde Jesucristo ante Poncio Pilato rinde tan solemne testimonio (cf. 1 Tm 6,13): el testimonio de la verdad. Pilato era un relativista. No creía en la verdad. A nuestra sociedad le pasa lo mismo. “La cultura contemporánea ha perdido en gran parte este vínculo esencial entre Verdad-Bien-Libertad” (Bto. Juan Pablo II. Veritatis Splendor 84). Se ha producido una ruptura. Se exalta la libertad. Se la convierte en un bien absoluto. Y acaba rechazando la Verdad y el Bien. Esa forma de libertad nos acaba haciendo esclavos, cautivos. (cf. idem 86). Jesucristo, como Rey, con ese solemne testimonio, viene a liberarnos de la esclavitud en la que hemos caído haciendo mal uso de nuestra libertad. ¿En qué consistió ese solemne testimonio de Jesucristo? En ser testigo de la verdad volviendo a unir lo que el pecado había separado: Verdad-Bien-Libertad. Contemplar la pasión de Cristo es contemplar el testimonio de la verdad sobre Dios, sobre el hombre, sobre la Iglesia: “la contemplación de Jesús crucificado es la vía maestra por la que la Iglesia debe caminar cada día si quiere comprender el pleno significado de la libertad: el don de uno mismo en el servicio a Dios y a los hermanos. (…) Jesús es la síntesis viviente y personal de la perfecta libertad en la obediencia total a la voluntad de Dios. Su carne crucificada es la plena revelación del vínculo indisoluble entre libertad y verdad, así como su resurrección de la muerte es la exaltación suprema de la fecundidad y de la fuerza salvífica de una libertad vivida en la verdad. (idem 87) Cristo crucificado revela el significado auténtico de la libertad, lo vive plenamente en el don total de sí y llama a los discípulos a tomar parte en su misma libertad”. (idem 85). Como Jesús ante Pilato, “el cristiano no debe "avergonzarse de dar testimonio del Señor" (2 Tm 1,8). En las situaciones que exigen dar testimonio de la fe, el cristiano debe profesarla sin ambigüedad, a ejemplo de S. Pablo ante sus jueces. Debe guardar una "conciencia limpia ante Dios y ante los hombres" (Hch 24,16)”. (Catecismo 2471). De muchas formas debe «proclamar» a Jesús, «atraer» a otros a la fe, reflejar el Evangelio, «irradiando» en su entorno alegría, amor y esperanza, «contagiando», siendo «fermento» que transforma y anima desde dentro (cf. Bto. Juan Pablo II. Ecclesia in Europa, 48). El testimonio más hermoso de la verdad es el de la caridad: “la Verdad que se dona” (Veritatis Splendor 117).
Jesús, vuestro párroco
+  Lectura del santo evangelio según san Juan 18, 33b-37

En aquel tiempo, dijo Pilato a Jesús:
— «¿Eres tú el rey de los judíos?.» Jesús le contestó: — «¿Dices eso por tu cuenta o te lo han dicho otros de mi?.» Pilato replicó: — «¿Acaso soy yo judío? Tu gente y los sumos sacerdotes te han entregado a mí; ¿qué has hecho? .» Jesús le contestó: — «Mi reino no es de este mundo. Si mi reino fuera de este mundo, mi guardia habría luchado para que no cayera en manos de los judíos. Pero mi reino no es de aquí.» Pilato le dijo: — «Conque, ¿tú eres rey?» Jesús le contestó: — «Tú lo dices: soy rey. Yo para esto he nacido y para esto he venido al mundo; para ser testigo de la verdad. Todo el que es de la verdad escucha mi voz.»
Palabra del Señor.

436   Jesús cumplió la esperanza mesiánica de Israel en su triple función de sacerdote, profeta y rey.

559   Jesús rehuyó siempre las tentativas populares de hacerle rey (cf. Jn 6, 15) (...) el "Rey de la Gloria" (Sal 24, 7-10) entra en su ciudad "montado en un asno" (Za 9, 9): no conquista a la hija de Sión, figura de su Iglesia, ni por la astucia ni por la violencia, sino por la humildad que da testimonio de la Verdad (cf. Jn 18, 37). Por eso los súbditos de su Reino, aquel día fueron los niños (cf. Mt 21, 15-16; Sal 8, 3) y los "pobres de Dios"

671           El Reino de Cristo, presente ya en su Iglesia, sin embargo, no está todavía acabado (...) Este Reino aún es objeto de los ataques de los poderes del mal (cf. 2 Te 2, 7)

672 Cristo afirmó antes de su Ascensión que aún no era la hora del establecimiento glorioso del Reino mesiánico esperado por Israel (cf. Hch 1, 6-7) (...) Es un tiempo de espera y de vigilia (cf. Mt 25, 1-13; Mc 13, 33-37).

786   Cristo ejerce su realeza atrayendo a sí a todos los hombres por su muerte y su resurrección (cf. Jn 12, 32). Cristo, Rey y Señor del universo, se hizo el servidor de todos, no habiendo "venido a ser servido, sino a servir y dar su vida en rescate por muchos" (Mt 20, 28). Para el cristiano, "servir es reinar" (LG 36), particularmente "en los pobres y en los que sufren" donde descubre "la imagen de su Fundador pobre y sufriente" (LG 8). El pueblo de Dios realiza su "dignidad regia" viviendo conforme a esta vocación de servir con Cristo.

908 Por su obediencia hasta la muerte (cf. Flp 2, 8-9), Cristo ha comunicado a sus discípulos el don de la libertad regia, "para que vencieran en sí mismos, con la apropia renuncia y una vida santa, al reino del pecado" (LG 36).
El que somete su propio cuerpo y domina su alma, sin dejarse llevar por las pasiones es dueño de sí mismo: Se puede llamar rey porque es capaz de gobernar su propia persona; Es libre e independiente y no se deja cautivar por una esclavitud culpable (San Ambrosio, Psal. 118, 14, 30: PL 15, 1403A).

2046 Mediante un vivir según Cristo, los cristianos apresuran la venida del Reino de Dios, "Reino de justicia, de verdad y de paz" (MR, Prefacio de Jesucristo Rey). Sin embargo, no abandonan sus tareas terrenas; fieles al Maestro, las cumplen con rectitud, paciencia y amor.

“Hoy se tiende a afirmar que el agnosticismo y el relativismo escéptico son la filosofía y la actitud fundamental correspondientes a las formas políticas democráticas, y que cuantos están convencidos de conocer la verdad y se adhieren a ella con firmeza no son fiables desde el punto de vista democrático, al no aceptar que la verdad sea determinada por la mayoría o que sea variable según los diversos equilibrios políticos. A este propósito, hay que observar que, si no existe una verdad última, la cual guía y orienta la acción política, entonces las ideas y las convicciones humanas pueden ser instrumentalizadas fácilmente para fines de poder. Una democracia sin valores se convierte con facilidad en un totalitarismo visible o encubierto, como demuestra la historia.
(...) La Iglesia, por tanto, al ratificar constantemente la trascendente dignidad de la persona, utiliza como método propio el respeto de la libertad.
La libertad, no obstante, es valorizada en pleno solamente por la aceptación de la verdad. En un mundo sin verdad la libertad pierde su consistencia y el hombre queda expuesto a la violencia de las pasiones y a condicionamientos patentes o encubiertos. El cristiano vive la libertad y la sirve (cf. Jn 8, 31-32), proponiendo continuamente, en conformidad con la naturaleza misionera de su vocación, la verdad que ha conocido”. (Bto. Juan Pablo II. Centesimus annus, 46).
........................................................................................................................
“¿Dónde está la verdad? «¿Qué es la verdad?» (Jn 18, 38). Antes que vosotros y vosotras hubo un hombre que hizo esta misma pregunta a Jesús. (…) «¿Qué es la verdad?», le preguntaba Pilato. La tragedia de Pilato era que la Verdad estaba frente a él, en la persona de Jesucristo, y no era capaz de reconocerla. (…) la verdad es la exigencia más profunda del espíritu humano. Sobre todo vosotros y vosotras debéis tener sed de la verdad sobre Dios, sobre el hombre, sobre la vida y el mundo. (…) Pero la Verdad es Jesucristo. ¡Amad la Verdad! ¡Vivid en la Verdad! Llevad la Verdad al mundo. ¡Sed testigos de la Verdad! Jesús es la Verdad que salva; es la Verdad completa a la que nos guiará el Espíritu de la Verdad (cf. Jn 16, 13).” (Bto. Juan Pablo II. IV JMJ en Santiago de Compostela. Sábado 19 de agosto de 1989)
...............................................................................................
Pero ¿cuál es la "verdad" que Cristo vino a testimoniar en el mundo? Toda su existencia revela que Dios es amor: por tanto, esta es la verdad de la que dio pleno testimonio con el sacrificio de su vida en el Calvario. La cruz es el "trono" desde el que manifestó la sublime realeza de Dios Amor: ofreciéndose como expiación por el pecado del mundo, venció el dominio del "príncipe de este mundo" (Jn 12, 31) e instauró definitivamente el reino de Dios”. (Benedicto XVI. Ángelus 26-11-2006)
........................................................................................
“¿En qué consiste el "poder" de Jesucristo Rey? No es el poder de los reyes y de los grandes de este mundo; es el poder divino de dar la vida eterna, de librar del mal, de vencer el dominio de la muerte. Es el poder del Amor, que sabe sacar el bien del mal, ablandar un corazón endurecido, llevar la paz al conflicto más violento, encender la esperanza en la oscuridad más densa. Este Reino de la gracia nunca se impone y siempre respeta nuestra libertad. Cristo vino "para dar testimonio de la verdad" (Jn 18, 37) —como declaró ante Pilato—: quien acoge su testimonio se pone bajo su "bandera", según la imagen que gustaba a san Ignacio de Loyola. Por lo tanto, es necesario —esto sí— que cada conciencia elija: ¿a quién quiero seguir? ¿A Dios o al maligno? ¿La verdad o la mentira? Elegir a Cristo no garantiza el éxito según los criterios del mundo, pero asegura la paz y la alegría que sólo él puede dar”. (Benedicto XVI. Ángelus. 22-11- 2009)
Señor Jesús, camino, verdad y vida, concédenos amar la verdad, vivir en la verdad, proclamar la verdad. ¡Oh Cristo, enséñanos la Verdad! ¡Sé Tú, para nosotros, la única Verdad! Concédenos ser buscadores de la verdad. Que no obremos como Poncio Pilato, que se negó a escuchar la verdad, aunque la tenía delante. Concédenos decir siempre: Dios mío, yo quiero escucharte; por favor, respóndeme cuando te digo humildemente: ¿Qué es la verdad? Haz que yo vea las cosas tal cual son y que nunca me deje engañar por las apariencias”. (cf. Bto. Juan Pablo II. IV JMJ en Santiago de Compostela. Sábado 19 de agosto de 1989 y Santa Teresita del Niño Jesús. Últimas conversaciones del 21 de julio. 21.7.4).
“No hay lugar para el pesimismo en las mentes y en los corazones de aquellos que saben que su Señor ha vencido a la muerte y que su Espíritu actúa con fuerza en la historia. Con humildad, pero también con decisión – aquella que viene de la certeza de que la verdad siempre vence – nos acercamos a este mundo
(...) Si evangelizamos es porque estamos convencidos de la verdad de Cristo”. (Mensaje al Pueblo de Dios. Sínodo de los Obispos. 26 de octubre de 2012)
 
El testimonio de la verdad en la pasión del Señor, según San Juan de Ávila:
“Ponen sobre vuestros sacratísimos hombros dos pesados maderos, uno de 15 pies en largo y otro de 10, para que como viga de lagar os apretasen y moliesen; y os mandan ir con este peso no cinco o seis pasos, mas mil y ochocientos y sesenta y dos, que son los que hay desde casa de Pilatos hasta el monte calvario". (Sermón 37). 
“Una cosa es llevar Dios a los suyos por el desierto a semejanza de águila que enseña a volar a sus hijos y los toma en sus hombros (Dt 32,11), cuando se cansan para que ellos descansen, no cansándose Dios; y otra cosa es llevar encima los hombros una pesada cruz, que se los desollaba, y todos los pecados del mundo, que como una pesada viga de lagar le apretaron, hasta quitarle la vida en la cruz, porque los hombres descansen. ¿Quién hay que esto no vea ser excelentísima hazaña de amor y amor nunca visto, que le da a Dios mayor honra que lo pasado?". (Audi Filia 40).

1. El domingo 25 a las 6 tarde se reunirá el Equipo de Formación para preparar la Semana de la Familia.
2. El lunes 26 a las 10.00 h. se reunirá el Equipo de Pastoral de la Salud. A las 20.00 h. en los locales nuevos Formación arciprestal de catequistas sobre la Fe en Jesucristo y a las 20.30 h. reunión del Grupo de Oración. También los miembros del IDR tendrán su sesión de formación a las 20.15 h. en los locales parroquiales este mismo lunes.
3. El jueves 29 se reunirá el equipo de Liturgia para su sesión de formación a las 20.30 h. en los locales parroquiales.
4. El viernes 30 a las 20.30 h. en los locales nuevos reunión del Consejo de Pastoral.
5. El sábado 1 de diciembre en Oliva será el Encuentro de Cáritas de Vicaría y en la Font d’Encarros el retiro de Adviento para profesores de religión.
6. El mismo sábado será la entrega del salmo 112 a los niños de 3º de comunión en la misa de 6 tarde.
7. El sábado 1 de diciembre, con las primeras vísperas, comienza el Tiempo de Adviento. Tienen a su disposición en la Parroquia las velas de la  corona de Adviento, junto con un material para la oración familiar.
 

Pagada una pequeña cantidad, se deben todavía de las obras realizadas a diversas empresas 5.780,61 €.
En esta semana tampoco ha habido donativos para los locales.
Ingresados hasta el 23-11-2012: 66.391,95 €.
En la cuenta que la parroquia tiene en
BANKIA (Paseo Germanías 82)
2038-6230-75-3000420970

Colabore en la cuenta que la parroquia tiene en
BANKIA (Paseo Germanías 82)
2038-6230-75-3000420970
Del 26 al 2 dediciembre de 2012
Lunes 26.  19.30 h.: sin intención. 
Martes 27. 19.30 h.: sin intención. 
Miércoles 28. 19.30 h.: sin intención. 
Jueves 29. 19.30 h.: En sufragio de Rosendo Roche. 
Viernes 30. S. ANDRÉS, APÓSTOL. 19.30 h.: En sufragio de Víctor Ferragud Soler. 
Sábado. I ADVIENTO. 18.00 h.: Con niños. En sufragio de los difuntos de la familia García—Estruch. 19.30 h.: sin intención. 21.00 h.: En sufragio de los difuntos de la familia Ferrer—Puig, y por las benditas almas del Purgatorio. 
Domingo. I ADVIENTO. 12.00 h. Pro Pópulo



para descargar, imprimir y ver en dispositivos móviles.