15 de enero de 2012

Domingo 15 de enero. 2TOB

HOJA
PARROQUIAL
Parroquia de Sant Francesc de Borja
Email de la parroquia: sfb500@gmail.com

Domingo 15 de enero de 2012.
 
UN DEDO ASÍ, POR FAVOR
                 Queridos hermanos:
Miremos el Evangelio de este domingo y encontramos: Un dedo, un cordero. Uno vestido con piel de camello,
otro revestido de nuestra naturaleza.
Uno mira, señala, confiesa: “Este es el Cordero de Dios”. El otro, que pasa, es camino y puerta y casa que acoge. Juan indica a sus discípulos a quien han de seguir. Jesús recibe a los que le son enviados.
Juan no realiza la tarea más importante. Jesús no podría hacer su tarea sin la de Juan.
Los discípulos, enviados por Juan, preguntan por su casa. Jesús les anima a seguirle, a conocer su casa y su familia y su vida: “Venid y lo veréis”.
“Hacerse discípulo de Jesús es aceptar la invitación a pertenecer a la familia de Dios, a vivir en conformidad con su manera de vivir.” (Catecismo de la Igl. Cat. 2233)
¡Qué importante es un dedo! Dedo humilde o sobrio que señala al que es importante.
¡Qué importante es el dedo de un padre o madre para sus hijos! Dice el Catecismo de la Iglesia Católica: “Los vínculos familiares, aunque son muy importantes, no son absolutos. (…) Es preciso convencerse de que la vocación primera del cristiano es seguir a Jesús (cf Mt 16,25): "El que ama a su padre o a su madre más que a mí, no es digno de mí; el que ama a su hijo o a su hija más que a mí, no es digno de mi" (Mt 10,37)”. (2232)
¡Qué importante es el dedo de un catequista, de un sacerdote, de un lector, de un miembro de cáritas, que señala con su vida y con sus palabras a Jesús!
¡Qué responsabilidad tienen los políticos o los medios de comunicación a la hora de indicar donde está la felicidad, el camino de la justicia o la paz!
La importancia de un dedo se mide por la claridad con la que señala al que es importante y lo que es importante. Lo más importante de la vida es descubrir que somos amados por Dios, llamados a ser Hijos de Dios, a reproducir y manifestar la imagen de Dios, que es Jesús (cf. Catecismo, 1877). Lo más importante de la vida es adentrarse en un camino de felicidad y bienaventuranza que está en conocer la familia de Jesús, donde vive, y quedarse con él para vivir como él. Lo más importante de la vida es el amor. A esto somos llamados. (cf. Cat., 2392).
Un dedo, por favor, que señale a niños, jóvenes, mayores, donde está la vida, la felicidad, el amor verdadero. Juan fue ese dedo. Y también Andrés fue dedo para Simón, su hermano. Ese dedo es la Iglesia, familia de Jesús, que te indica un camino de felicidad.
Jesús, vuestro párroco


+ Lectura del santo evangelio según san Juan 1, 35-42
En aquel tiempo, estaba Juan con dos de sus discípulos y, fijándose en Jesús que pasaba, dice:
—«Este es el Cordero de Dios.»
Los dos discípulos oyeron sus palabras y siguieron a Jesús. Jesús se volvió y, al ver que lo seguían, les pregunta:
—«¿Qué buscáis?»
Ellos le contestaron:
—«Rabí (que significa Maestro), ¿dónde vives? »
Él les dijo:
«Venid y lo veréis.»
Entonces fueron, vieron dónde vivía y se quedaron con él
aquel día; serían las cuatro de la tarde.
Andrés, hermano de Simón Pedro, era uno de los dos que oyeron a Juan y siguieron a Jesús; encuentra primero a su hermano Simón y le dice:
«Hemos encontrado al Mesías (que significa Cristo).»
Y lo llevé a Jesús. Jesús se le quedó mirando y le dijo:
«Tú eres Simón, el hijo de Juan; tú te llamarás Cefas (que se traduce Pedro).»
Palabra del Señor.

¡Oh, Verbo! ¡Oh, Cristo!
Tú eres mi Señor y mi único Maestro.
Habla, que te quiero escuchar
y quiero practicar tu Palabra,
porque sé que viene del cielo.
Quiero escucharla, quiero meditarla.
Quiero ponerla en práctica, porque en tu Palabra está la vida, el gozo, la paz y la felicidad.
Habla, Señor, tú que eres mi Señor y mi Maestro.
No quiero escuchar a nadie más.
(Antoine Chevrier)

“Lo primero que impresiona en Andrés es el nombre: no es hebreo, como uno se esperaría, sino griego, signo indicativo de una cierta apertura cultural de su familia. (…) En un primer momento, Andrés era discípulo de Juan Bautista; y esto nos muestra que era un hombre que buscaba, que compartía la esperanza de Israel, que quería conocer más de cerca la palabra del Señor, la presencia del Señor. Era verdaderamente un hombre de fe y de esperanza; y un día escuchó que Juan Bautista proclamaba a Jesús como «el cordero de Dios» (Juan 1, 36); entonces, se movió, y junto a otro discípulo, cuyo nombre no es mencionado, siguió a Jesús, quien que era llamado por Juan «cordero de Dios». El evangelista refiere: «vieron donde vivía y se quedaron con él» (Juan 1, 37-39). Andrés, por tanto, disfrutó de momentos de intimidad con Jesús. La narración continúa con una observación significativa: «Uno de los dos que oyeron las palabras de Juan y siguieron a Jesús era Andrés, el hermano de Simón Pedro. Al primero que encontró fue a su propio hermano Simón, y le dijo: "Hemos encontrado al Mesías", que traducido significa Cristo», y le condujo hacia Jesús (Juan 1,40-43), demostrando inmediatamente un espíritu apostólico fuera de lo común. Andrés, por tanto, fue el primer apóstol que recibió la llamada y siguió a Jesús. Por este motivo la liturgia de la Iglesia bizantina le honra con el apelativo de «Protóklitos», que significa el «primer llamado». Por la relación fraterna entre Pedro y Andrés, la Iglesia de Roma y la Iglesia de Constantinopla se sienten de manera especial como Iglesias hermanas entre sí. Para subrayar esta relación, mi predecesor, el Papa Pablo VI, en 1964, restituyó la insigne reliquia de san Andrés, hasta entonces custodiada en la Basílica vaticana, al obispo metropolita ortodoxo de la ciudad de Patrás, en Grecia, donde según la tradición, el apóstol fue crucificado. (Benedicto XVI. 14 de Junio de 2006).
LA PUREZA EN LA SEGUNDA LECTURA
“Las ofensas a la castidad escinden al ser humano, le hacen caer en una separación caprichosa entre cuerpo y alma, entre razón y pasión, entre sexualidad y amor, entre amor y fecundidad. La vocación a la fe es también una vocación a la castidad, virtud a la que está llamado todo bautizado.” (cf Catecismo de la Iglesia Católica, 2348).
.................
“En la segunda lectura, San Pablo ilustra un rasgo que debe caracterizar la vida del discípulo de Cristo: la pureza. «El cuerpo –dice entre otras cosas-- no es para la fornicación, sino para el Señor, y el Señor para el cuerpo... Glorificad, por tanto, a Dios con vuestro cuerpo». (...) El sexo se hace «impuro» cuando reduce al otro (o al propio cuerpo) a objeto, a cosa, pero esto es algo que un verdadero amor rechazará realizar. Muchos de los excesos en marcha en este campo tienen algo de artificial, se deben a imposición externa dictada por razones comerciales y de consumo. No es, como se quiere hacer creer, «evolución espontánea de las costumbres», es evolución guiada, impuesta. 
Una de las excusas que contribuyen más a favorecer el pecado de impureza en la mentalidad común y a descargarlo de toda responsabilidad es que, total, no hace mal a nadie, no vulnera los derechos ni la libertad de los demás, excepto, se dice, que se trate de violación. Pero no es verdad que el pecado de impureza acabe en quien lo comete. Todo abuso, dondequiera y por quienquiera que sea cometido, contamina el ambiente moral del hombre, produce una erosión de los valores y crea la que Pablo define «la ley del pecado» y de la que ilustra el terrible poder de arrastrar a los hombres a la ruina (Cf. Romanos, 7, 14 ss). La primera víctima de todo ello son precisamente los jóvenes.(...) destruidas las defensas naturales, aquellas se hacen inevitables.(...) Se debe cultivar la pureza por sí misma, por el valor positivo que representa .”  (P. Raniero Cantalamessa, ofmcap).

608          Juan Bautista, después de haber aceptado bautizarle en compañía de los pecadores (cf. Lc 3, 21; Mt 3, 14-15), vio y señaló a Jesús como el "Cordero de Dios que quita los pecados del mundo" (Jn 1, 29; cf. Jn 1, 36). Manifestó así que Jesús es a la vez el Siervo doliente que se deja llevar en silencio al matadero (Is 53, 7; cf. Jr 11, 19) y carga con el pecado de las multitudes (cf. Is 53, 12) y el cordero pascual símbolo de la Redención de Israel cuando celebró la primera Pascua (Ex 12, 3-14;cf. Jn 19, 36; 1 Co 5, 7). Toda la vida de Cristo expresa su misión: "Servir y dar su vida en rescate por muchos" (Mc 10, 45).

777  La palabra "Iglesia" significa "convocación". Designa la asamblea de aquellos a quienes convoca la palabra de Dios para formar el Pueblo de Dios y que, alimentados con el Cuerpo de Cristo, se convierten ellos mismos en Cuerpo de Cristo.

863  Toda la Iglesia es apostólica mientras permanezca, a través de los sucesores de San Pedro y de los apóstoles, en comunión de fe y de vida con su origen. Toda la Iglesia es apostólica en cuanto que ella es "enviada" al mundo entero; todos los miembros de la Iglesia, aunque de diferentes maneras, tienen parte en este envío. "La vocación cristiana, por su misma naturaleza, es también vocación al apostolado". Se llama "apostolado" a "toda la actividad del Cuerpo Místico" que tiende a "propagar el Reino de Cristo por toda la tierra" (AA 2).

1260  "Cristo murió por todos y la vocación última del hombre en realmente una sola, es decir, la vocación divina.

1533.  El Bautismo, la Confirmación y la Eucaristía son los sacramentos de la iniciación cristiana. Fundamentan la vocación común de todos los discípulos de Cristo, que es vocación a la santidad y a la misión de evangelizar el mundo.

1710  "Cristo manifiesta plenamente el hombre al propio hombre y le descubre la grandeza de su vocación" (GS 22,1).

1719   Dios nos llama a su propia bienaventuranza. Esta vocación se dirige a cada uno personalmente, pero también al conjunto de la Iglesia.
1. El lunes 16 de enero a las 10 de la mañana reunión del Equipo de Pastoral de la Salud. A las 20.30 h. reunión del Grupo de Oración.
2. El mismo lunes comienza el Curso Básico de Acogida: 16, 17 y 18 de enero de 18.30 a 20.30 h. para voluntarios de acogida/seguimiento de todas las parroquias… Lunes 16: ¿Qué es la Acogida?. Martes 17: Herramientas de trabajo. Miércoles 18: Resolución de un caso práctico.
3. Cursillos prematrimoniales: comienzan el lunes 16 a las 21.00 h. en la Parroquia de Cristo Rey y continuarán lunes y jueves.
4. Te invitamos a unas catequesis que vamos a dar en los locales parroquiales los martes y los viernes a las 9.30 de la noche. Comenzamos el martes 17 de enero. Como San Juan Bautista ponemos el dedo para indicar este camino como camino de felicidad y de Vida Verdadera.
5. El sábado 21 de enero de 10 h. a 13.00 h. en la Parroquia de Santa María de Oliva tendrá lugar el Encuentro de Vicaría de agentes de Pastoral de la Salud. Se invita a visitadores de enfermos, ministros extraordinarios de la Eucaristía, sanitarios o médicos vinculados con el mundo de la salud.
6. El domingo 22 de enero es la Jornada de la Infancia misionera.
7. El mismo domingo a las 5 de la tarde será la reunión con jóvenes para orar con la Palabra de Dios.
8. La colecta de Cáritas del segundo domingo de enero fue de 299,00 €.

El Papa Pablo VI, en su primer encuentro con los miembros del Camino Neocatecumenal en la audiencia general el 8 de mayo de 1974 decía que este Camino de iniciación cristiana y de educación permanente en la fe haría “posible renovar en las actuales comunidades cristianas aquellos efectos de madurez y de profundización que en la Iglesia primitiva tenían lugar en el período de preparación al Bautismo”.
El Papa Benedicto XVI, en su último encuentro con los miembros del Camino Neocatecumenal, decía: “Desde hace más de cuarenta años, el Camino Neocatecumenal contribuye a reavivar y consolidar en las diócesis y parroquias la Iniciación cristiana, favoreciendo un gradual y radical redescubrimiento de la riqueza del Bautismo, ayudando a saborear la vida divina, la vida celestial que el Señor inauguró con su encarnación. (…) La Iglesia ha reconocido en el Camino Neocatecumenal un don particular suscitado por el Espíritu Santo. (…) La santísima Virgen María, que inspiró vuestro Camino y os dio la familia de Nazaret como modelo de vuestras comunidades, os conceda vivir vuestra fe con humildad, sencillez y alabanza, interceda por todos vosotros y os acompañe en vuestra misión.” (Audiencia general 17-1-2011).
Nuestra parroquia se dispone a comenzar las catequesis que se ofrecen a jóvenes y adultos por medio del Camino Neocatecumenal. Una ocasión de gracia para nuestra parroquia que debe ir acompañada de oración y súplica por el fruto de esta Nueva Evangelización.
Las catequesis comenzarán el martes 17 de enero a las 9.30 noche. Continuarán martes y viernes durante dos meses. Animad a tantas personas que necesitan redescubrir su fe y su bautismo o se encuentran en momentos de dificultad. Encomendamos a la Virgen María y a San Francisco de Borja, nuestro patrón, estas catequesis.

Donativos recibidos para los nuevos locales en la calle Ciudad de Laval:
Ingresados hasta el 16-12-2011: 53.375,72 €.
+ 240 €
Ingresados hasta el 13-01-2012:
53.615,72 €.
Colabore en la cuenta que la parroquia tiene en
BANCAJA (Paseo Germanías 82)
2077-0249-55-1101860850

Del 16 al 22 de enero de 2012
Lunes 16.  19.30 h.: En sufragio de: Juan Orengo Peiró.
Martes 17. San Antonio Abad. 19.30 h.: Sin intención.
Miércoles 18. 19.30 h.: Sin intención.
Jueves 19. 19.30 h.: En sufragio de: Santiago Frasquet.
Viernes 20. 19.30 h.: En sufragio de: Dif. Fam. Espí-Sanchis.
Sábado 21. III del T.O. 18.00 h.: Con niños. Sin intención. 19.30 h.: Sin intención. 21.00 h.: Sin intención.
Domingo 22. III del T.O.  12.00 h. Pro Pópulo